1001 OPCIONES

Estancias

la catita estancia horiz


La Argentina cuenta variadas Estancias y casas rurales que abren sus puertas al turismo familiar  para ofrecer la experiencia de la vida en el campo,ligando esa experiencia a las tradiciones del gaucho y de los pioneros. Algunas tienen una tradición que data de más de 200 años y siguen siendo atendidas por los bisnietos de los dueños originales. Visitar una estancia es volver en el tiempo y disfrutar de todo lo que los niños no encuentran en las grandes ciudades.

 
 
Las estancias y los hoteles de campo son el eje del turismo rural, y la mejor manera de conocer de cerca la vida de un país que sobresale por sus enormes campos y su tradición agrícola ganadera. La mayoría ofrece actividades características para todas las edades, tales como paseos a caballo o en sulky; la posibilidad de participar en tareas rurales, como el arreo de ganado,ordeñe,la esquila de ovejas; asistir a espectáculos de baile folclórico y juegos rurales; disfrutar partidos de polo o de pato -el deporte nacional-; y, por supuesto, el típico asado criollo. Además, en muchos establecimientos se puede pescar, cazar, andar en bicicleta o dedicarse a la observación y exploración de la flora y fauna autóctona.
 

 
Los anfitriones de las estancias reciben a sus huéspedes como familiares. El ambiente es siempre relajado, apuntando al descano. Los familias  pueden participar en las actividades a su propio ritmo o, si prefieren, simplemente relajarse en la comodidad del casco de la estancia o en cabañas.
Cargando buscador...