Disfrutando del campo en Estancia La Catita


La Catita es un establecimiento agropecuario típico de la llanura pampeana. Para familias es ideal  ya que permite compartir las actividades que allí se realizan, conocer el modo de vida de un pueblo rural, su gente, sus trabajos, sus fiestas. 
 
 
En La Catita podran conocer y comprender la vida rural hoy, pasear a caballo, avistar fauna silvestre,participar de las tareas de campo,recorrer La Niña, observar el cielo austral, disfrutar de la gastronomía casera y descansar en un paisaje pampeano abierto al horizonte. 
 
 
Ubicados a 280 KM de Buenos Aires brindan  alojamiento con pensión completa a grupos familiares en la casa principal y desarrollan  un programa de agroturismo educativo, un viaje de estudios para conocer y comprender la ruralidad alojados en confortables instalaciones tipo hostel.
 
 
 
Algunos propuestas de paseos:
 
Una de las salidas opcionales consiste en visitar el Monasterio Benedictino de Los Toldos –a 35 kilómetros–, para observar una fábrica de quesos y un museo mapuche . Pero la visita que más les interesa a los chicos es a la casa del apicultor Marcelo Chela, en el pueblo de La Niña. Allí los visten con un traje contra las picaduras y sacian así su curiosidad, hurgando en el panal hasta encontrar los zánganos y la abeja reina. - 
Este paseo se coordina con una guia de turismo de Los Toldos y pueden conocer el museo del Monasterio  el Museo Casa Natal de Eva Peron y la Casa Mapuche.
 
Otra visita opcional tiene que ver con la colonizacion judia que se dio en Carlos Casares. Alli se  propone conocer la primer sinagoga, el cementerio judio y recorrer la ciudad de carlos Casares donde hay en la municipalidad unos murales muy bellos.
 
Recorrer el pueblo de La Niña, visitar algunas actividades productivas como el Tambo fabrica El Recreo, de la familia Cerdeira y el Criadero de Cerdos de la familia Arruiz, son tambien paseos opcionales segun la disponibilidad.
 
 
 
Uno de los paseos más bonitoa se realizan por los cañadones inundados. Los huéspedes comunes van a caballo y los niños de colegio a pie. El paisaje horizontal permite observar millares de aves que viven entre los juncos de las lagunas: espátulas rosadas, gallaretas negras con el pico amarillo, esbeltas garzas blancas, gaviotas, loros en busca de los eucaliptos, toda clase de patos, chimangos y cuervitos de la laguna. Cuando uno se acerca, levantan vuelo al unísono más de cien pájaros en bandada. 
 
 
 
 
En el campo tambien pueden participar las familias  de las actividades rurales que se esten haciendo al momento de la visita: la siembra, la cosecha, trabajos con la hacienda vacuna en los corrales, esquila de ovejas, ordeñe manual,  etc. Tambien tienen una huerta organica que provee de verduras para el consumo.
 
Es importante aclarar que a la estancia se llega a traves de  20 km de tierra de acceso. 

Dejanos tu comentario

Algunos artículos relacionados

Cargando buscador...